Día Internacional por la Erradicación de la Violencia contra las Mujeres.

La violencia contra las mujeres es una violación de los derechos humanos y es consecuencia de la desigualdad de género. Esta violencia se da desde nuestras relaciones más cercanas (pareja y/o familia) hasta la discriminación institucional (escuela, trabajo, médicos, etc.)

 

El objetivo de toda violencia es el control del otro, y la violencia hacia las mujeres no se excluye de este objetivo. Quien ejerce violencia hacia nosotras tiene como propósito controlar nuestros cuerpos, decisiones y pensamiento con el fin de preservar un orden social en el que las mujeres estamos subordinadas.

 

Desde 1981, el 25 de noviembre es el día de protesta y conmemoración contra la violencia que sufrimos las mujeres. La fecha fue elegida como conmemoración del asesinato en 1960 de las tres hermanas Mirabal, activistas políticas de la República Dominicana, por orden del gobernante dominicano Rafael Trujillo.

 

Esta violencia impide el avance en muchas áreas, incluidas el cumplimiento de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres tales como el acceso la información sobre planificación familiar y servicios de salud.

 

La violencia contra las mujeres y las niñas se puede evitar y la prevención es posible, esencial y sobre todo necesaria.

 

El acceso a métodos anticonceptivos y al aborto forman parte del derecho a decidir y el derecho a la salud de las mujeres. Estos derechos se restringen severamente debido a la existencia de numerosos obstáculos jurídicos, procedimentales, prácticos y sociales; el acceso a todos los establecimientos, servicios, bienes e información en materia de salud sexual y reproductiva.

 

Restringir el derecho a decidir y el derecho a la salud es violencia contra las mujeres ya que genera riesgos que podrían evitarse por medio de la prevención y la información.

 

Datos

Algunos datos reflejo de la violencia contra las mujeres:

  • Apenas la mitad de las mujeres de entre 15 y 49 años (un 52%) que están casadas o viven en pareja toman sus propias decisiones en materia de relaciones sexuales consentidas, usan anticonceptivos y acuden a los servicios de salud.
  • En América Latina cada año ocurren cerca de 4,6 millones de abortos inseguros, con las tasas más altas de incidencia del mundo (44 abortos por cada mil mujeres de 15 a 44 años de edad).
  • De esas mujeres, 750.000 acuden anualmente a los servicios públicos de salud por complicaciones de abortos inseguros.

M de mujer está comprometida a disminuir la violencia contra las mujeres informando sobre los Derechos Sexuales y Reproductivos, promoviendo métodos anticonceptivos y procedimientos seguros de la Interrupción Voluntaria del Embarazo con el objetivo de empoderar a las mujeres en sus decisiones.  

 

 

 

Compartir

Facebook
Twitter
WhatsApp